Solicitamos su permiso para el uso de cookies en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si  o continúa navegando consideramos que acepta el uso que hacemos de ellas.     Puede obtener más información sobre cookies aquí
Los Valores de
Inicio Inicio Contactar
Ir Arriba

Los Valores de


...y les hablaba en parábolas acomodándose a su entender. Y no les decía nada sin parábolas” (Cf. Mc 4,34)


...y les hablaba en parábolas acomodándose a su entender.

Y no les decía nada sin parábolas” (Cf. Mc 4,34) En la mentalidad oriental es habitual no hablar de una forma directa, sino expresarse por medio de relatos, anécdotas, comparaciones, parábolas...
De éstas hay que deducir lo que realmente se quiere decir, las ideas que nos quieren trasmitir.

En todas las religiones hay “mediaciones” entre la divinidad y los hombres. Éstas son muchas y de muchos tipos. Algunas de ellas son mitos, relatos, leyendas de personajes épicos, que a veces incluso coinciden en mayor o menor medida con los libros sagrados de las diversas religiones.

Estas narraciones se transmitieron al principio de una manera oral.

Pasados los años, a veces incluso siglos, se pusieron por escrito respetando las tradiciones orales, ya que al no dominar la escritura se ejercitaba mucho más la memoria: “recuerda hijo... y trasmíteselo a tus hijos...”.

Así se plasmaron los escritos del hinduismo, del budismo, del islamismo, del judaísmo, del cristianismo...
El fin es “revelar” la divinidad y manifestar lo que ésta pide de nosotros, que en definitiva es que vivamos de acuerdo con lo que llamamos “valores”.
Hay una estrecha relación entre valores humanos y valores religiosos.

Todo lo que sea un auténtico valor es bueno, es humano, es religioso y es “cristiano”. Nunca lo entendí, aunque sí me explicaron la diferencia entre “valores humanos” y “valores cristianos”.

Jesucristo por su encarnación asume toda la realidad humana para salvarla. Nos preguntamos cuándo los valores son simplemente humanos o simplemente cristianos, y es muy difícil dar respuesta. Todas las religiones tienen “fe” en su divinidad y creen en sus respectivas “creencias”, son dos conceptos diferentes.

La “fe” es el móvil para hacer el bien, es una de las causas de actuar a la luz de los valores. De las “creencias” de todas las religiones podemos aprender mucho; son valores con diversos tipos de acentos.

Los hinduistas consideran divinidad a todo ser vivo y a todas las fuerzas de la naturaleza que no pueden controlar ni explicar. La ecología la consideramos hoy un valor importante. Los hinduistas la potencian hasta hacer de lo natural divinidades: ríos, montes, árboles, animales, fuerzas naturales,...

Todos son rostros de una misma divinidad o alma universal: “Brahma”. Esto les lleva a estar en paz con los hombres y con toda la creación. Gandhi (1860-1948) era hinduista y decía: “La no violencia es el mensaje central de la Biblia, tal y como yo entiendo ese ‘dichosos los pacíficos’ dicho por Cristo en la montaña”.

Los budistas pretenden eliminar el sufrimiento que según ellos está en el deseo y en la ignorancia. Intentan alejarse de los deseos de odio y de malicia, buscan la profundidad y la paz en la meditación para liberarse de la mentira y de los malos deseos, buscando una vida sencilla y austera.

Los musulmanes tienen un profundísimo sentido del monoteísmo evitando todo tipo de ídolos. Alá es Dios, el comprensivo, el misericordioso, el dueño del día del juicio, por el que vivimos... Esta religión puede aportarnos a todos el sentido monoteísta de la religión frente a un mundo cargado de ídolos.

Entre otras obligaciones personales está dar limosna a los pobres, pero tiene un sentido no de caridad sino de justicia; y todo esto lo cumplen. Es un derecho que poseen los que no tienen nada o tienen muy poco.

El hombre es sólo depositario de los bienes recibidos, Alá es el único propietario de los bienes. A pesar del escándalo de las múltiples divisiones históricas de los cristianos (anglicanos, ramas ortodoxas, ramas protestantes, sectas cristianas, católicos...), hay algo que une a todos: la fe en Jesucristo y en su mensaje basado en el amor a Dios y al prójimo.

El Reino predicado por Jesús, no es otra cosa sino que reine de una vez por todas la paz, la unión, el amor, la verdad, la vida, la fraternidad, la comprensión... Jesucristo no hablaba de cosas raras sino de lo que veía.

En su lenguaje aparecía lo que todos podían ver: una oveja, un pastor, una higuera, un padre con dos hijos, otro padre que celebra las bodas de su hijo, los lirios del campo, las aves, la semilla, el grano de mostaza, los pobres, la levadura, la cizaña, una red, un pescador, una viña...;y hacía comparaciones y hablaba en parábolas.

Nosotros debemos seguir hablando con parábolas y cuentos. Los cuentos no son mentira sino realidad. A un niño le gusta que se los repitan aunque los sepa de memoria; él sabe que son verdad porque se mete en ellos y le gusta repetir la experiencia.

A los mayores nos pasa lo mismo pero sucede que nos da más vergüenza reconocerlo. El contar cuentos no es una moda sino algo que se pierde en la noche de los tiempos. Desde siempre, al lado de la lumbre o en una noche estrellada, los ancianos han contado historias e historietas, unas verdaderas y otras inventadas; pero siempre con el fin de que los jóvenes recibieran y transmitieran los valores que ellos habían recibido.

Creo que es bueno regalarnos cuentos ya sean impresos, por la web o por correo. En esta página de la parroquia queremos ofrecer cuentos, muchos cuentos que nos metan en esa otro mundo desde el que se ve mejor la realidad y nos ayuda a ser mejores. Los sacaremos de muchos sitios, unos serán más conocidos y otros menos, pero cada semana tendremos el regalo de un cuento.

Matías Prieto Espinosa.

Volver a Cuentos y Par��bolas

Los Valores de   
Nuestra parroquia. Horarios. Misas y actos religiosos. Atención al parroquiano. Area de la Parroquia. El edificio parroquial.

Nuestra parroquia.

Horarios. Misas y actos religiosos. Atención al parroquiano.
Vida parroquial. Catequesis. Pastoral. Servicios religiosos. Servicios sociales.

Vida parroquial.

Catequesis, pastoral, Servicios religiosos y sociales.
Cristianos de hoy. Los sacramentos. Cuentos y parábolas. Reflexión y acción. Publicaciones de interés...

Cristianos de hoy

Los sacramentos. Cuentos y parábolas. Reflexión y acción.
Grupos (acción parroquial). Pastoral de Juventud, grupos de Adultos, Acción Social, Tiempo Libre, Alcohólicos anónimos, Legión de María, Coro ...

Grupos (acción parroquial)

Jóvenes, adultos, acción social, tiempo libre...
Anuario.Noticias y aconticimentos de interés.

Anuario (noticias)

Noticias y acontecimentos de interés. Un espacio para el recuerdo. Nuestra huella: un poquito de historia.
Diócesis de Salamanca

Diócesis de Salamanca

Asamblea diocesana. Escritos y noticias. Actualidad Diocesana.
Contactar. Más información. Participación y voluntariado.

Contactar

Más información, participación y voluntariado.

923 22 00 85

Parroquia de Nuestra Señora de Fátima. Salamanca.